Home

Sanciones

Sanciones

Las consecuencias en caso de una condena penal son importantes.

Francia tiene ahora un sólido arsenal legislativo para combatir la corrupción. La ley francesa penaliza la corrupción activa (el corruptor) y la pasiva (el corrupto) de la misma manera.

Para individuos:

En el caso de corrupción pública, tanto si el agente es francés como si es extranjero, la pena máxima es de 10 años de prisión y una multa de 1 millón de euros (o el doble del producto del delito).

En el caso del soborno privado, la pena máxima es de 5 años de prisión y una multa de 500.000 euros (o el doble del producto del delito). Se puede ver que las penas son más altas en los casos de corrupción pública.

Para las personas jurídicas:

En el caso de soborno de funcionarios públicos, la pena máxima se fija en 5 millones de euros (o 10 veces el producto del delito).

En el caso del soborno privado, la pena máxima es una multa de 2,5 millones de euros (o 10 veces el producto del delito).

La ley Sapin 2 ha sistematizado una pena adicional de inelegibilidad para los culpables de corrupción. La sanción de inelegibilidad no es automática, pero ahora le corresponde al juez dar las razones de su decisión de no aplicarla.

Para una persona jurídica, es decir, una empresa o una organización, una condena penal por corrupción también puede tener muchas consecuencias perjudiciales, entre ellas las siguientes:

  • una prohibición temporal de acceso a los contratos públicos de la Unión Europea,

  • la pérdida de confianza de sus socios comerciales, y la pérdida de contratos,

  • el deterioro de su imagen ante los clientes e inversores,

  • Deterioro de las relaciones de trabajo y pérdida de confianza en los valores de la organización, y mayor dificultad para atraer a personas altamente capacitadas y sensibles con compromiso ético.

Todo esto podría obviamente comprometer seriamente la supervivencia de una empresa, pero la ley Sapin 2 proporciona una alternativa.

A las empresas y organizaciones se les puede ofrecer un acuerdo judicial de interés público.

Las demandas pueden ser retiradas a cambio:

  • el pago de una fuerte multa al Tesoro francés,

  • sometiéndose a un programa de cumplimiento,

  • de compensación a las víctimas.

Un beneficio real en términos de imagen, y la compañía puede continuar su desarrollo... Mientras se relevan los tribunales...